¡Recetas, consejos y entrevistas para que te ANIMES A COCINAR!
(506) ¡muy pronto! marivi@comidologia.com

Bollitos pelones

Llegó el día en el que voy a postear una receta que no he hecho yo misma nunca. Esto ha sido pura observación a la madre mía pero yo me tomé el atrevimiento adicional de agregarles acá cosas que ella no hace que yo sí haría. Espero les quede bien. Yo un día de estos lo intento 😀

La cosa es que es una receta muy típica de Venezuela. Alguien por ahí debe saber por qué se llaman ” bollitos pelones” y yo prefiero no pensar en el por qué. Pueden rellenarlos de carne de res (como se explica acá), guiso de vegetales, pollo, atún,  “carne” de soya… ustedes deciden 🙂 y buenísimo si aprovechan sobras de estas carnes que fueron del día anterior.

Bollitos pelones

4 personas

  • 2 tazas de carne molida cocida (receta aquí).
  • 2 tazas de masa para arepas venezolanas (receta aquí).
  • Para la salsa de tomate natural: 1 kilo de tomates maduros en trozos, 2 cebollas grandes en trozos, 2 dientes de ajo triturados, orégano al gusto, sal al gusto, aceite de oliva al gusto.

Yo empezaría haciendo la salsa. Para eso, sofríe en aceite de oliva al gusto y a fuego medio los dientes de ajo y la cebolla hasta que estén transparentes. Agrega acá una primera pizca de sal. Luego, coloca el tomate, el orégano y más sal: la suficiente como para que los primeros jugos del tomate te resulten agradables de sabor. Revuelve todo muy bien y baja el fuego al mínimo. Tapa la olla y deja cocinar por bastante tiempo… digamos, mínimo media hora. La idea es que la salsa se concentre y que el tomate quede, prácticamente, disuelto.

Ahora sí, los bollitos.

Toma en la palma de la mano aproximadamente 1/2 taza de la masa de harina de maíz precocido y haz una especie de tortilla rústica (no tiene que quedarte perfecta ni redonda). Coloca en el centro 1/2 taza de la carne de res (tal vez debas poner un poquito menos. Procura que la carne no tenga mucho caldo). Con mucho cuidado, cierra los bordes de la tortilla tratando de formar una bola que envuelve la carne por completo.

Redondea con ambas manos y repite el proceso hasta que se acaben la masa y la carne.

El gran cambio de la receta de madre vs. la mía es este: ella pone los bollitos a hervir primero en agua y luego los baña con la salsa. Yo cocinaría los bollitos DENTRO de la salsa. Creo que esto, además de espesar un poco la salsa, le daría mucho sabor a la masa.

Cuando los bollitos flotan, es porque ya están listos.

En la foto, que los hizo mi mamá 🙂 insisto 🙂 aparecen con algo de ensalada verde de kale, hongos y remolacha.